PRONUNCIAMIENTO DIPUTADO LÁZARO ESPINOZA MENDÍVIL DISTRITO II

WhatsApp Image 2019-07-12 at 13.46.56 (2)El terrible derrame de tóxicos en el mar de Guaymas por parte de Grupo México, sin duda pone en riesgo el equilibrio ambiental y la salud de los sonorenses, sin embargo esimportante reconocer que esto también afectaría a la actividad pesquera de este puerto y otros aledañossiendo esto un tema del cual no se ha hablado pero que es necesario exponer, sobre todo en mi calidad como representante de este sector a través de la Comisión de Pesca y Acuicultura en el Poder Legislativo Estatal. Asimismo, he trabajado durante años junto a los pescadores, por lo que sé de antemano, la gran problemática por la que atravesarían, si el producto marino que pescan y venden, estuviera contaminado.

Aunque esta empresa haya dicho que la cantidad de ácido sulfúrico no pone en peligro la vida humana ni el ecosistema marino, es necesario que las autoridades correspondientes realicen un análisis de los cuerpos de agua para verificar si fueron contaminados o no, ya que estos son el alimento que consumen diariamente muchas familias y el producto del cual se sostienen económicamente, muchas otras.

De esta manera, hago un llamado a la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) y la Comisión Estatal para la Protección contra Riesgos Sanitarios del Estado de Sonora (Coesprison) para que intervengan en los hechos y corroboren si esto realmente no pone en peligro la vida humana, la vida marina y el trabajo de cientos de pescadores.

Por lo que también, pido una compensación económica a los pescadores guaymenses, en caso que se compruebe que los bivalvos y otros peces estén intoxicados.

Son muchas las familias de pescadores las que serían afectadas, resarcir el daño sería una obligación para Grupo México y un derecho que tienen los trabajadores.

De este modo, invito a las autoridades de los tres niveles de gobierno y que los pescadores cuenten con el respaldo, así como para que no vuelva a ocurrir en los mares de nuestro estado, ni de ningún otro.