saltadorEl saltador sonorense ya está en Monterrey, procedente de Alemania, para ver acción en el Nacional de Primera Fuerza.

 

Hermosillo, Sonora,

Junio 1 de 2016,

El sonorense Édgar Rivera regresó a México como un héroe, pues está pisando suelo azteca por vez primera desde que consiguió su pase olímpico.

El saltador de altura, de 25 años de edad, se encuentra en Monterrey, Nuevo León, a donde arribó desde Alemania –centro de sus entrenamientos- para competir en el Campeonato Nacional de Atletismo de Primera Fuerza, en el cual verá acción como requisito para seguir en ruta a los Juegos Olímpicos Río 2016.

“La verdad estoy muy contento de regresar a México y sobre todo hacerlo en un evento Nacional; he podido saludar amigos y compañeros que tengo tiempo sin verlos, el 9 de febrero logré la marca olímpica (en la República Checa), y pese a que he recibido felicitaciones por WhatsApp y Facebook, no he tenido tiempo de celebrarlo aquí. Es bueno este viaje, el estar en casa con la raza”, dijo vía telefónica desde la Sultana del Norte.

El originario de Agua Prieta, quien en su última actuación ganó bronce en la prestigiosa Liga Diamante, no se empleará tan a fondo en el Nacional en Monterrey, sino más bien cumplirá con estar en el evento aunque le servirá de preparación hacia Río 2016.

“Después de Nacional regreso a Alemania para seguir la concentración y la preparación, pues tengo en puerta entre cuatro y cinco competencias, no sé cuáles sean porque no las tengo en agenda, pero sí son de buen nivel, mejor; y de ahí directo a los Olímpicos”, agregó.

El estar de tiempo completo en suelo teutón ha sido clave para que el sonorense consiguiera temprano, en la temporada, el ansiado pase olímpico, ya que lo aseguró en apenas el tercer evento del ciclo.

“Es una ventaja estar concentrado en Europa, además, en donde hago el campo de entrenamiento (en Alemania) somos un grupo fuerte de saltadores, me preparo al lado del boricua Luis Castro Rivera, quien también acaba de clasificarse a Río, y de otro compañero que es de Sudán”, señaló.

Ahora Édgar le da ánimos a su hermano Luis (salto de longitud y olímpico en Londres 2012), para que se haga de la marca olímpica, debido a que el certamen en la capital regiomontana representará su última oportunidad de alcanzar Río 2016.

“Lo estamos apoyando con todo, sabemos que está preparado física y mentalmente para asegurar su lugar olímpico, de hecho hace poco se quedó a un centímetro pero esperamos que este viernes de el boleto en el Campeonato Nacional. Así se haría realidad un sueño que anhelamos desde pequeños: estar ambos en unos Juegos Olímpicos”, agregó.

Rivera Morales no escondió el orgullo de haber sido el primer sonorense en clasificarse a Río, luego lo hizo la arquera Alejandra Valencia, por lo que dijo representará a Agua Prieta, Sonora y México para poner el nombre de su ciudad, estado y país natal, lo más alto posible.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.